lunes, 7 de julio de 2014

128. LA DESTRUCCIÓN DEL MOLINO



Me llega por uasap la triste noticia de la desaparición del  molino de Anguciana con una foto de la primera fase de su hundimiento por abandono (domingo 6 de julio) y el comentario de que al hundimiento le siguió una rápida e inmediata demolición de lo que quedaba (lunes 7 de julio). Llamo al ayuntamiento el martes a ver qué saben de todo ello pero apenas me dicen nada. En la Consejería de Cultura, en cambio, me dicen que según la disposición transitoria segunda de la Ley 7/2004 del Patrimonio Histórico Artístico de la Rioja todos los ingenios mecánicos populares, como los molinos, están protegidos y cualquier intervención en ellos debe pasar por el Ayuntamiento y ser notificados a la Consejería.

Yo soy de los que creo más en la cultura del pueblo que en la administración municipal y autonómica y supongo que habrá mucha gente que se lamente como yo (y hasta sienta vergüenza) de esta triste pérdida. En el post 69 de este blog ya intenté dar a conocer sus grandes valores y sus posibilidades de restauración y utilización, pero se ve que fue en vano.

No me consuela nada ser el cronista de la desaparición de uno de los elementos claves en la historia y la vida tradicional de Anguciana. Sólo espero que google sea más fiel que nuestras instituciones y que el molino (y la vergüenza) queden al menos para todos nosotros en la memoria de este blog.